sábado, 14 de abril de 2012

Mentir y ocultar

Por un lado, tengo que decirle a alguien que me importa un carajo, porque esa es la verdad. No es por nada, pero como que las cosas no son como antes, y no van a volver a serlo. Por otro lado, no se lo puedo decir así. Es que, no sé, no es que me importe un carajo su existencia, pero es como que la cosa es distante ahora. Pero eso no quiero decir que quiero que caiga en una depresión y haga alguna estupidez, cosa que es probable que suceda si le digo eso, que en realidad, es la verdad, y es horrible mentir en algo así. Y es como que estoy entre la espada y la pared. Necesito tiempo, y capaz no hay mucho. No sé.

Por otro lado... no, nada. No quiero. Todavía no.

No hay comentarios:

Publicar un comentario